miércoles, 24 de abril de 2013

New York Cheesecake “Doli”





Doli es un amigo de Sada. Ahora vive en New York donde lleva un restaurant (el Sunset Harbour, en East Patchogue) y un bar de copas, el Tiki Bar. En el restaurante hacen un cheesecake espectacular. Tan bueno, que es el único que puede competir con el New York Cheesecake “Tia Laura”. Conseguí que me diera la receta y ahora os la voy a contar, pero no se lo digáis a nadie…

El Cheesecake Doli tiene la textura final cremosa del típico de Nueva York, más que el Tia Laura, que es más esponjoso. A mí me gustan muchísimo los dos. A veces hago uno y otras el otro. Lo característico del de Doli es que lleva la misma cantidad de “cream cheese” (crema de queso) y de “sour cream” (nata acida). Y mucha cantidad de las dos cosas. La nata acida es un ingrediente habitual en los cheesecake de Nueva York. Menos mal, para los que vivimos en España, que ya venden en Lidl la nata acida muy baratita. La crema de queso uso la de Hacendado (marca blanca de Mercadona), que es mucho más económica que la de Philadelphia y con más contenido en grasa, lo que viene bien para el Cheesecake. La crema de queso de Lidl no me gusta la textura que tiene.


New York Cheesecake "Doli"


New York Cheesecake "Tia Laura"


Si habéis estado alguna vez en Nueva York y tomasteis un cheesecake que no habéis podido olvidar, tenéis que hacer este cheesecake. Va a estar, al menos, tan bueno como el de vuestros recuerdos. Será vuestra magdalena de Proust. Y si no lo habéis tomado, “it´s about time” (ya va siendo hora).

Casi todos los cheesecake de Estados Unidos están hechos con crema de queso. La crema de queso americana típica es la Philadelphia, que fue registrada por James Kraft en 1928. En Europa, en cambio, es más habitual el requesón, el ricotta y otros quesos frescos para hacer tartas de queso.

Este cheesecake lo preparo con la misma base de galletas digestive que el Tia Laura. Es bastante grande, así que comedlo con moderación. Podéis hacerlo también con la mitad de los ingredientes, pero yo creo que el cheesecake es más rico grande, para tener unos trozos bien gorditos. Está más bueno al día siguiente, así que os recomiendo que lo hagáis de víspera. Se  conserva bastante bien varios días en la nevera. Yo prefiero congelar una parte. Se saca del congelador una o dos horas antes, cuando lo queramos consumir,  y está perfecto.


Ingredientes:
1 kg de crema de queso (tipo Philadelphia)
1000 ml de sour cream
400 g de azúcar
Una cucharadita de vainilla en polvo
4 huevos

Para la base:
150 g galletas Digestive (o Graham crackers)
65 g mantequilla
50 g azúcar moreno (mejor grueso, tipo demerara)




Preparamos la base de la misma manera que en el New York Cheesecake “Tia Laura” (allí podéis ver fotos del paso a paso).

Se pone a derretir la mantequilla en una sartén, sin dejar que se queme. Se machacan las galletas. Se puede usar una picadora o la Thermomix. Se mezclan las migas con el azúcar moreno y se le echa por encima la mantequilla derretida. 

Se pone la mezcla de galletas en la base de un molde grande y alto redondo desmoldable untado con mantequilla, apretando bien. Se mete en el congelador a que enfríe y endurezca.




Se enciende el horno a 175º (sin gratinador). Metemos en el horno un recipiente con agua donde nos quepa el molde.

Ponemos en un bol grande la crema de queso y la sour cream.




Batimos con una batidora de aspas hasta que esté bien mezclado. Se puede también batir a mano. 




Echamos el azúcar poco a poco y seguimos batiendo. 




Echamos los huevos uno a uno,




incorporando bien después de cada adición.

Sacamos el molde del congelador y colamos la masa encima de la base. No es imprescindible colarla, pero así coge aire y eliminamos cualquier posible grumo.




Ponemos el molde en el horno al baño maría, durante una hora. 




Apagamos y dejamos dentro del horno otra hora sin abrir. Sacamos y dejamos dentro del molde hasta el momento de servir. Conservamos en la nevera.









Los cheesecake sueltan algo de líquido, por eso llevan base de galleta, para que absorban todo ese líquido. Esa base de galleta está siempre algo húmeda, lo que hace que los cheesecake sean muy difíciles de desmoldar. Por eso os recomiendo que lo dejéis sobre la base del molde, aunque no quede tan bonito.


















5 comentarios:

  1. Recién hecho, al día siguiente, mientras se descongela, descongelado, dos días después de descongelarse ... está buenísimo, vamos, de no poder parar de comer esos trozos grandes y dorados. Muy rico, de verdad.
    Gracias Festín por esta tarta tan rica.

    ResponderEliminar
  2. Hola ,la sour cream es la crema comun? ,perdona pero no la conozco asi en Argentina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no es. En España también es difícil de conseguir. Puedes usar crema común y echar un chorrito de limón (como el zumo de medio limón).

      Eliminar
    2. Pues muchas gracias por la aclaración, te iba a preguntar lo mismo. Por cierto, vaya pintaza que tiene, acabo de poner el escritorio hecho un asco, jeje

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...