jueves, 12 de marzo de 2015

Alcachofas asadas





Os decía, en la receta de espaguetis de calabacín con pesto de aguacate, que había preparado un menú vegano el sábado. El tercer plato fueron alcachofas asadas. Ya sabéis que me encantan las alcachofas (como os contaba en la receta de alcachofas con vinagreta de mostaza) y, últimamente, tengo obsesión por los asados. 

Estoy tan vaga que todo lo meto al horno, así que pensé que también podía hacerlo con las alcachofas. Busqué en google y me aparecían básicamente recetas que envolvían cada alcachofa en papel de aluminio. No era lo que yo quería. Vi una receta de la revista Saveur (Carciofi Arrostiti) que se parecía más a mi objetivo, así que con un poco de allí y otro poco de mi imaginación, me puse manos a la obra. La verdad es que tenía un poco miedo porque no sabía lo que podía salir, tenía miedo de que me quedaran duras o insípidas, pero el resultado fue realmente rica. No quedó ni media.




Ingredientes:
Un kilo de alcachofas
Un limón
100 ml de aceite de oliva virgen
Una cucharada de vinagre de Módena
3 dientes de ajo
Una cucharada de perejil
½ cucharadita de sal
½ cucharadita de pimienta




Encendemos el horno a 200º C.

Quitamos el rabo de las alcachofas y las partimos al medio. Las alcachofas las dejamos con todas sus hojas, para que sirvan de protección a la hora de asarlas. Los rabos los pelamos para quitarles los hilos. Preparamos un recipiente con agua y el zumo de medio limón y vamos echando allí las alcachofas.













Ponemos, en el vaso de una batidora o trituradora, el aceite, el vinagre, el ajo, el perejil, la sal, la pimienta y el zumo del otro medio limón. Batimos hasta tener una mezcla homogénea.












Escurrimos las alcachofas y las ponemos en una fuente de horno, con la parte cortada hacia arriba. Echamos por encima el aliño, procurando que entre un poco en el corazón de cada alcachofa. 








Ponemos un fondo de ½ cm de agua en la fuente y metemos al horno una hora. Hacia la mitad del horneado, cuando veamos que están ya muy tostadas las alcachofas, cubrimos de papel de aluminio o papel de hornear.






Servimos calientes.












4 comentarios:

  1. El aspecto es estupedo y en poco rato se cocinan muchas

    ¡Feliz y dulce fin de semana!
    http://losdulcessecretosdecuca.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  2. Me voy a comer a tu casa!!!... es que en Holanda las alcachofas son caras y malísimas :(
    besos guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya sabes que aquí en temporada son bastante baratas. Ven cuando quieras.

      Un beso

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...