miércoles, 24 de diciembre de 2014

Galletas de canela para decorar





En estas Navidades, tenía ganas de probar nuevas recetas de masas de galletas para decorar. Ya puse la de las galletas de jengibre y, en la búsqueda de alguna otra, me encontré con estos muñecos de jengibre. Están hechos por una de mis blogueras favoritas, la parisina Chlotilde,del blog Chocolate and zucchini. Me parecieron muy apetitosos. Además, las recetas de Chlotilde siempre salen riquísimas.






Creo que es la mejor receta que he usado de galletas para decorar. La masa es sencillísima de hacer, no pierden nada la forma en el horno y quedan realmente crujientes.



Ingredientes:
500 g de harina
250 g de azúcar moreno
50 g de azúcar blanquilla
Una cucharada de canela
Una pizquita de vainilla en polvo
2 huevos
250 g de mantequilla a temperatura ambiente





Ponemos en un bol la harina, los azúcares, la canela y la vainilla. Añadimos los dos huevos.








Batimos con una amasadora o batidora de palas. Cuando esté mezclado, añadimos la mantequilla a temperatura ambiente y batimos hasta que esté bien mezclado.












Dividimos la masa en dos otres partes. Extendemos cada una de las partes, con un rodillo, sobre una hoja de papel de hornear con papel film encima. Así evitamos que no se nos pegue al rodillo.






Metemos en el congelador como mínimo una hora. Yo la meto siempre hasta el día siguiente.

Cuando llega el momento, encendemos el horno a 175º C.

Preparamos una bandeja de horno con papel de hornear. Sacamos una plancha de masa del congelador y cortamos con los cortadores de galletas. Pasamos las galletas a la bandeja. Si vemos que se nos han ablandado mucho y se rompen, ponemos otros 5 minutos en el congelador antes de pasar a la bandeja de horno.

Yo elegí cortadores mini, especialmente de estrellas, para empaquetar en mis cajitas de regalos. También bastante grandes, de diferentes motivos navideños, para hacer adornos de colgar.








Horneamos hasta que estén doradas por los bordes, unos 10 minutos. 





Las ponemos a enfriar sobre una rejilla.




Seguimos cortando y horneando hasta acabar con la masa. Si usamos la misma bandeja de horno, la enfriamos completamente, bajo el chorro de agua fría, antes de colocar el papel y las nuevas galletas encima.Con los restos de masa, hacemos laminas pequeñas nuevas, que metemos en el congelador al menos 5 minutos. 








Si queremos decorarlas, tienen que estar completamente frías. Después de decoradas podemos volver a meter en el horno a 25º hasta que la glasa se seque completamente.







No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...